Ya en una nota anterior mencioné lo bueno y lo malo que puedo reconocer de Dragon Ball Super, y si algo bueno nos ha dejado, es información nueva sobre el supersaiyajin. Como fanático de la saga, y como ñoñocientífico residente en este lugar, es mi deber con el mundo, utilizar esa información -canon- para entender cada vez mejor a nuestros guerreros y extraterrestres amigos: los saiyajines.

Todos hemos intentado hacer un kamehameha (o un hadouken, dicho sea de paso), y todos hemos intentado alguna vez convertirnos en supersaiyajin (a menos que seas Bruce Banner). ¿Qué se necesita para poder lograr lo segundo? ¿Qué tan exclusivo es de una raza, de un universo en particular? Recapitulemos lo que sabemos:

Ingredientes para convertirse en Supersaiyajin

La primera vez que escuchamos este término vino de la boca de Vegeta, en la saga de Freezer. La leyenda cuenta que cada 1000 años, un guerrero saiyajin nacería con increíble poder, llevando la destrucción al universo, y posicionando a la raza saiyajin como la más poderosa de todas. Freezer mismo temía esta leyenda, y por eso decidió destruir el planeta Vegeta junto a todos sus soldados saiyajines.

Un Supersaiyajin presenta las características que todos conocemos: físicamente el pelo se pone rubio ceniza y se levanta, la luz emana por todo el cuerpo así como la energía, la musculatura y todas las habilidades físicas se ven multiplicadas varias veces, y los ojos se vuelven verdes. Inconfundible en aspecto, y en sonido (el efecto estará patentado?).

 

Por la leyenda, podemos establecer que, para poder convertirte en un Supersaijayin, en primer lugar debes pertenecer a esa raza, o al menos, ser un híbrido de la misma, como los hijos de Gokú y Vegeta. Podríamos determinar aquí que necesitas al menos la mitad del material genético de la raza saiyajin para poder transformarte, ya que Pan que es nieta de Gokú nunca pudo hacerlo (al tener solo 1/4 de raza pura). Sin embargo, en el especial de TV de los 100 años, su tataranieto Gokú jr. si logra convertirse, pero esto podemos atribuirlo a un error de los escritores, o a que todo lo relacionado con GT no existe, jejeje.

Toriyama aclaró en un momento que la transformación solo era accesible a los hombres saiyajines, porque es una transformación ruda y violenta, y no se vería bien en mujeres. Este dato explica porqué Pan no puede transformarse.

Ahora bien, el segundo factor determinante es tu nivel de poder. Ya que puedes ser un saiyajin muy fuerte, y aún así no poder realizar esta transformación. Esto, sin embargo, también está determinado por tu propio poder. Ya que por ejemplo Gokú y Vegeta alcanzan el nivel cuando ya son comparables o hasta superiores a Freezer en su 100%, pero Goten y Trunks no han demostrado tener tal nivel de poder. Luego, podríamos establecer que tu acceso a ser un supersaiyajin tiene como base, cierto porcentaje de tu máximo nivel -a tu edad y fuerza actual-. Por ejemplo, Gohan en la habitación del tiempo, logra “tocar” la transformación unos instantes, mientras entrena con su padre, pero se desmaya después. En ese momento, estaba alcanzando el nivel necesario, en su propio contexto, para convertirse en un Supersaiyajin.

 

Ahora bien, el tercer y más importante factor es la explosión misma. El empuje necesario. Ese tan conocido acceso de rabia, de venganza, de furia y de impotencia tan pero tan grande, que simplemente revientas. Hemos podido ver a lo largo de la serie, que necesitas de un suceso traumático y doloroso para poder liberar tu fuerza… pero, pregunto yo, qué tan definitivo es esto?

Arde cosmos!!! La rabia libera tu poder

Oficialmente el primer saiyajin en alcanzar el nivel Super fue Bardock, el padre de Gokú. En la historia “el episodio de Bardock” (2011), vemos que al enfrentarse a Freezer durante la destrucción del planeta Vegeta, este no muere, sino que es enviado al pasado en el tiempo, donde conoce a Chilled (un antepasado de Freezer), quien desea matar a los habitantes del planeta en esa época. Chilled asesina a quienes cuidaron de Bardock, y en un ataque de furia logra transformarse, convirtiéndose en el legendario Supersaiyajin de las leyendas posteriores.

Luego, tuvieron que pasar 1000 años, para que Freezer, luego de sobrevivir a una poderosa Genkidama, asesinara al pobre Krillin (la segúnda vez que moría), y detonara la furia de nuestro buen Gokú al ser testigo de la muerte de su mejor amigo, nuevamente -recordar el cómo lloró cuando pasó en Dragon Ball, a manos de Tambourine, me retuerce mi glándula de feels-. En palabras de Vegeta, luego de esta transformación, comenzó una verdadera “invasión de supersaiyajines”.

En la película “Un futuro Diferente” (1993), vemos la historia de Trunks del futuro, quien al ver a su mundo destruído, a sus amigos muertos, y a su maestro derrotado, su ira explota por pura frustración, logrando también transformarse. Es este mismo Trunks el que viaja al pasado y se come a Freezer, su papá y a los esbrirros malignos, con papas fritas y bebida.

 

El mismo Vegeta, lleno de orgullo y rabia porque su rival Gokú pudo convertirse en el legendario Supersaiyajin, y luego con ese orgullo lastimado a ver a Trunks, alcanza la transformación al estar entrenando en otro planeta. Él no sufrió una pérdida, pero su rabia explotó debido a su orgullo. Podríamos decir que sufrió “pérdidas morales”.

 

 

El pequeño Gohan, durante su entrenamiento para derrotar a Cell, entiende que de todas las batallas en las que ha peleado, no ha podido ganar ninguna, y que siempre ha recibido ayuda. Esto le genera sentimientos de culpa y de frustración terribles, explotando y logrando la tan anhelada transformación.

 

 

Esto, mezclado con el hecho de que desde pequeño, sus ataques de furia demostraron grandes incrementos de poder, hicieron que él fuera el primero en alcanzar el “Supersaiyajin fase 2”, con el cual finalmente derrota a Cell.

 

Fue algo traumante ver a un personaje tan poderoso, tan badass, tan pulento, el amenazar a otros de muerte… con la voz de Tommy Pickles (“Rugrarts:Aventuras en Pañales”)

 

 

 

Pero luego, algo pasó, y al llegar los pequeños Goten y Trunks, el factor de la rabia, en opinión de este viajero del tiempo, se perdió…

Gohan y Trunks: la magia de la amistad

Hemos visto lo traumante que han sido los episodios de transformación para cada personaje. Son momentos que los definen en la historia, y que marcan un antes y un después.

Pero estos dos, son niños super felices: juegan a comer bichos, con barro, a las peleitas, etc. No hay nada traumático ni terrible en sus vidas, y sin embargo alcanzan la transformación más poderosa de su raza.

Dicen que la transformacion puede ser hereditaria, pero eso es simplemente FOME y le quita méritos a Gohan. Vamos más allá.

Y aprovechemos lo que hemos aprendido en Dragon Ball Super. Específicamente, en el universo 6.

El discípulo de Vegeta

En el primer choque entre universos, se realiza un pequeño torneo entre representantes del 6 y del 7. Sorpresa tuvimos al ver a un pequeño joven saiyajin de otro universo: el joven Kyabe.

Durante el torneo, le toca pelear contra Vegeta, y este impulsado por su orgullo saiyajin -y tal vez por su instinto paternal y familiar, ya que Kyabe se parece mucho a su hermano pequeño Tarble- lo motiva a alcanzar la transformación, amenazándole con matar a toda su familia al terminar el torneo. La motivación tiene éxito, y Kyabe es el primer supersaijayin del universo 6. Este se siente muy agradecido de Vegeta por sus consejos, y lo comienza a llamar “su maestro”.

Más adelante en la serie, buscando guerreros poderosos para el Torneo del Poder, Kyabe se contacta con la talentosa Caulifla, una delincuente saiyajin, hermana del antiguo maestro de Kyabe, el capitán Rensou*. Esta, interesada en la nueva transformación de Kyabe, le pide que se la enseñe. Kyabe no es bueno motivándola para desatar su furia, pero sin embargo, llega a una solución muy inteligente: explicar el proceso físico de la transformación.

* párrafo editado gracias al aporte de Gonzalo Scholz en los comentarios de esta nota.

Yo me saco el sombrero ante esto, ya que me es genial: Kyabe cuenta que no está seguro de cómo, pero que para transformarse, debe concentrar toda su energía en el centro de su espalda. Caulifla sigue el consejo, y al primer intento, logra la transformación…

 

Caulifla es presentada como un personaje de gran talento para la lucha, eso explica porqué lo logra tan rápidamente.

 

 

 

Ahora bien, ¿podría ser esta la forma más eficiente de convertirse en Supersaiyajin? Claramente es la menos traumática y estresante. No necesitas sufrir rabia ni frustraciones, solo debes concentrar adecuadamente la energía en tu espalda.

Goten y Trunks deben haber descubierto esto y aprovechándolo, dominaron la transformación en muy poco tiempo. Sin necesidad de ver morir a nadie, o de sufrir desesperación máxima.

La importancia de la anatomía

Es la biología saiyajin la que permite esta transformación. Puedes alcanzarla de forma natural, solo siguiendo el consejo de Kyabe, y concentrando la energía en tu espalda -probablemente a lo largo de tu espina dorsal, donde se concentran la mayoría de los cableados nerviosos- o “haciéndole trampa” y teniendo un episodio de rabia explosiva. Piensen en este ataque de rabia como un “bypass”, un atajo hacia la transformación.

De este modo, la nueva información de la serie, se complementa con la que ya conocíamos. Tomen eso, puristas.


Dejo abierta la interrogante, para que podamos revisarla en un futuro: cómo funciona el cuerpo de un saiyajin? colas, forma oozaru, biología compatible y evolución convergente, en el próximo artículo de Dragon Ball.

Comentarios

comentarios