Esta recomendación o review va con el fin de comparar el manga de genero Seinen psicológico, con una realidad en Chile que no se le está tomando el peso que se debe.

 

Comencemos con una pregunta, ¿Es acaso Asano, el Osamu Dazai de este siglo?

Ok, puede que no sepan de quiénes estoy hablando, pero para eso estamos acá. Les explicaré quienes son ambos autores y el por qué son tan importantes. Además de agregar mi opinión y perspectiva de por qué creo que Chile está pasando a ser un Japón subdesarrollado.

Comencemos en orden cronológico. Osamu Dazai fue un escritor japonés posterior a la 2da Guerra mundial. Tiene obras famosas como “Indigno de ser humano” y “Run, Melos”. Sin embargo, la primera es la más emblemática y a la cual quiero hacer referencia.

No-Longer-Human-1-2

Hay manga, anime y live action

Ningen shikkaku, o “Indigno de ser humano” para los amigos, muestra la vida de Yoko, el protagonista, quien no sabe interactuar con las demás personas. Desde su infancia se siente diferente al resto, llenándose de dudas existenciales y albergando un profundo vacío que no es capaz de llenar con nada. Con el fin de ocultar su verdadero yo, se coloca una máscara de bufón ante otras personas para hacerles creer de que es alguien diferente a su verdadero yo. Un “yo” lleno de inseguridades y poco interés en la vida.

Por lo que pueden leer del párrafo anterior, se darán cuenta que calza con el patrón del clásico protagonista a lo Shinji Ikari. Un adolecente lleno de inseguridades por una infancia traumática o incierta, y  que se lanza en continuas introspectivas de su ser y existencia. Algo que vemos continuamente en mangas y animes, y que tienen su origen en una novela de orgullo nacional para los japoneses.

Para mí, es complicado hablar de novelas japonesas, porque por lo general son todas depresivas, sin finales felices, los protagonistas se autoflagelan continuamente y se sienten la peor escoria del universo que no merece vivir etc, etc… ¿Y a quién le puede interesar leer algo así? Pero las hay, como yo, que ven belleza en este arte de narración. Porque si hay algo que los japoneses hacen bien es plasmar sus sentimientos a través de las páginas. Todo lo que esta cultura tiene tan reservado, al mostrarse fríos ante otros, siendo siempre cordiales y aguantando todas sus emociones negativas, en algún minuto terminan explotando y necesitan canalizar todo lo que sienten de alguna forma, y lo hacen ya sea suicidándose o lo manifiestan en algún tipo de expresión artística, como por ejemplo en las novelas y en los mangas.

Y es en lo mangas donde me quiero detener, y más aún en un autor que no para de sacar joyas, Inio Asano.

oyasumi_punpun_v02_090_091

Asano, nacido en 1980, es un joven mangaka y ganador de múltiples premios y reconocimientos a nivel mundial. Entre sus obras más destacadas tenemos: Solanin, Oyasumi Punpun, A Girl on the Shore, etc etc.

Este autor plasma en sus obras una crítica muy fuerte a la cultura japonesa, abordándola desde una perspectiva occidental. Sus historias parten con sus personajes pasando por el proceso de ser niños-adolecentes que chocan con la muralla de adultez y deben plantearse qué deben hacer y el cómo enfrentarse a este desafío que es crecer en una sociedad vacía, como es la japonesa. Para Asano, todo dibujo expresa algo, y hay que estar pendiente de la simbología y de lo que quiere contarnos con ella. Todos sus personajes jóvenes se terminan enfrentando a un miedo, y el cómo lo superan es muy importante. La mayoría de veces lo logran al recordar su niñez y lo que sentían al serlo.

Su dibujo estilizado, los entornos y ambientes realistas, además del diseño de personajes, todo entrega una expresión pura y dura de lo que Asano quiere contar. Les recomiendo leer todo lo que tenga, pero para empezar con la introducción de Asano; Solanin y Oyasumi Punpun.

Asano no es el único en esta tendencia por supuesto, autores como Shuzo Oshimi con su obra Flowers of evil, Hideo Yamamoto con Homunculus, entre otros, son estandartes de todo este Subgénero de Seinen y son obras que recomiendo mucho.

Flowers-of-Evil-5-7

 

Para finalizar, quiero acercar este Subgénero a la gente por un fin bien específico, y es por lo que veo en nuestra realidad chilena.

Ahora les pregunto a los lectores, ¿se ven tan ajenas estas historias de un país tan lejano como Japón?

Hay veces que es importante preguntarse “¿por qué me están contando esto?”, en una obra, o analizar qué es lo que quiere plantear el autor. Más de alguno habrá leído unos cuantos cuentos de “Santiago en 100 palabras”. La mayoría de los cuentos ganadores, o finalistas, son cuentos depresivos, basados en una temática profunda que solo se alcanza a ver la superficie.

Es más, en otros hechos que es importante analizar, la lista semanal de los libros Best-Seller en Chile siempre tienen libros de autoayuda y no es coincidencia. Y tampoco es coincidencia ver que tenemos un índice sobre el 17% de personas con depresión según la OMS.

Todos estos datos no están ocultos, uno puede verlos y analizarlos, pero lo que falta es generar consciencia y un accionar. Faltan obras para crear consciencia en Chile, sus cómic, novelas, películas, etc. Y que las terapias con psicólogos dejen de verse como el ir al “loquero”, más aun cuando hay gente que las evita solo por este estigma. En fin, como tema para escribir y debatir da para largo. Sin embargo, mi fin, es que puedan ver su propia situación actual y de cercanos, y generar conciencia de un tema que cada vez se ve más en forma de suicidios.

No vayan al Mall Costanera!

 

 

 

Comentarios

comentarios