Advertencias de spoiler #harryPotter #starWars #epVII #memento #the6sense #theFightClub #slamDunk #theflash

La semana pasada se filtró el 4º capítulo de la 7ª temporada de Game of Thrones… y muchas personas se encabronaron con quienes les contaron qué sucedía, ya que al parecer era crucial para la trama, o simplemente porque eran cosas completamente colosales y explosivas. No sabría decirlo, no sigo la serie y las razones del porqué no me animo de verla, se explican entre las líneas de este artículo.

Irónicamente, cada domingo, quienes si ven la serie, comentan cada momento importante en sus redes, contándole a quienes no la ven, como yo, todo lo que va a suceder. Expectación? sorpresa? qué es eso?

En la era de las redes sociales, todos sentimos que debemos opinar sobre todo -no estaría escribiendo si no fuera así, jajaja- y eso incluye la serie que seguimos religiosamente semana a semana, o la película que hemos estado esperando por mucho tiempo, o ese libro que nos cambió la vida y que deseamos hacer llegar a otros seres humanos.

Pero en el proceso de compartir nuestro fanatismo, muchas veces caemos en el tan odiado/querido spoiler.

Y le contamos a otros aquél final inesperado, aquél plotwist que nos voló la cabeza, aquella pelea épica y esa frase para el bronce. Aquél sacrificio/muerte que nos hizo llorar hasta los mocos y que nos hizo amar aquello. Les contamos una historia… quitándoles la oportunidad de sorprenderse, o el derecho a “no saber qué pasará”. Personalmente son enemigo del spoiler, pero deseo poner en tela de juicio, mi prejuicio, y analizar por qué hay gente que incluso disfruta más algo, cuando ya sabe lo que pasará.

Lo primero: ¿Qué es un “spoiler”?

Si lo buscas en Google, las primeras imágenes que encontrarán son la de un “alerón deportivo para que el auto sea más aerodinámico”. De hecho, es un término usado en la aeronáutica, con características similares. Curioso dato, debo decir.

Su segunda definición es la que nos importa: el término viene del verbo en inglés “to spoil” que significa “estropear“. Y lo utilizamos cuando alguien nos cuenta un argumento, o parte de este, en forma anticipada. Es decir, nos cuentan la trama. Y como bien dice su origen, nos puede llegar a estropear una historia.

Tipos de Fanáticos

Personalmente, he tenido la oportunidad de compartir con 2 tipos de ñoños a la hora de enfrentarse a los spoilers:

Al que de verdad le ofenden y arruínan el interés parcial o totalmente sobre algo. Existen extremos donde eliminas gente de tu facebook/vida, o te enojas mucho si llegan a contarte un dato que no esperabas, y que define la historia. La verdad, no es sorprendente si piensas que una saga puede marcar tu vida y muchos de tus pasatiempos. Creo que hacerlo intencionalmente, es maldad.

Aquellos que se entusiasman más por la historia. Siempre voy a recordar una conversación que tuve con un colega docente -hora de almuerzo, 2 días después de haber visto el Episodio VII de Star Wars- : me pide que se la cuente completa para ver si le interesaría ir. Lo hice, y solo aumentaron sus ganas cuando le conté sobre la muerte de Han Solo. No le dolió, le fascinó!!

Tipos de Historias

Mi amigo Raúl (Mister Wolverine chéckenlo y cáguense enteros, jaja) me comentó algo que considero crucial: que te cuenten parte de la trama, te arruina una buena película/libro/serie/etc. ? ¿Qué importa más: el camino o la meta? Existen historias construidas para depender de 1 solo momento, que apenas y la sigues, pero te mantiene enganchado; que poseen un plotwist que jamás esperaste, y que la vuelven un tremendo escenario. Mientras que otras, aunque sepamos cómo terminarán, nos muestran un desarrollo de eventos majestuosos y lleno de altos y bajos que disfrutaremos. Al menos en su mayoría. Veamos algunos ejemplos:

Memento (2000).

La película que puso a Nolan en el mapa, nos cuenta “hacia atrás” distintos clips de 5 minutos, sobre un día de una persona con amnesia a corto plazo, que no puede recordar nada más allá de esos minutos. La peli es novedosa, y es el último clip el que te mata. Pero si la vez en orden cronológico, solo es un tipo que tuvo un mal día luego de una mala llamada telefónica.

Titanic (1997).

Todos sabíamos que el barco se hundía al final, es uno de los accidentes más famosos de la historia humana junto con el del transbordador Challenger y la invención del comunismo. La película es de historia hermosa y sólida, no me vengan con cuentos. Y aunque sepas “el final”, no sabes el final de la historia que Cameron desea contarte, y ahí lo hermoso del camino.

The Sixth Sense (1999).

Ohhh Shyamalan, prometías tanto, y te fuíste tanto a la berga… Esta película es misteriosa y extraña, vemos a un Bruce Willis perturbado y solitario, ayudando a un pequeño niño. Todo tranquilo, la historia te atrapa y te mantiene así. Pero cuando te enteras que toda la película no es lo que parecía… que Bruce Willis muere casi al principio, y que todo el tiempo el niño estuvo hablando con un fantasma… uuf, tu mente se va a volar. Pregunto yo, ¿Te arruinas la película si sabes de antemano que él ya está muerto? En su mayoría si, ya que ahora es como “aaahh, claro, por eso nadie lo pesca”.

 

 

 

The Fight Club (1999).

Lo se, lo se, 1º regla… pero debo hacerlo. Dos tipos se conocen, e inician un grupo de peleas clandesticas con discursos anarquistas, de odio hacia la actual sociedad y su decadencia/adoración por la imagen y la plusvalía. Solo al final, te enteras que Edward Norton ha estado hablando y pegándose a si mismo toda la película, ya que el otro protagonista era su alter ego. Si alguien llega a contarte que el personaje de Brad Pitt NO EXISTE realmente, la historia se torna un poco aburrida.

 

The Lord of the Rings (2001 – 2003).

Una historia épica por donde se le mire. Podrían contarte el final directamente, y no te habrías sorprendido mucho: esperas que los buenos siempre ganen, cuando has hablado del destino y las hazañas heróicas durante todas tus páginas. Esperábamos más muertes que solo la de Boromir (que al estar interpretado por Sean Benn ya era un spoiler en si, jaja) eso si, pero el viaje, interno y geográfico de todos sus personajes, posee tanta magia y feels, que aunque te digan “Frodo y Sam logran tirar el anillo al Monte del Destino” la historia se mantiene intacta.

Game of Thrones (2011 – )

La serie que inspiró esta nota. Se que se ha convertido en la serie de la última época, superando en popularidad a otras grandes como Friends en los 90 y Lost en los 2000s, y que está basada en la saga de libros Canción de Fuego y Hielo de JRR Martin. Años ya llevan los libros publicados, por lo que no debería considerarse spoiler lo que suceda… pero hace tiempo ya la serie se alejó de lo que ocurre en los libros, convirtiéndose en algo nuevo, para una nueva plataforma. La serie tiene desenlaces dramáticos y grandes actuaciones, por lo que resulta muy delicado para quien desea verla/ponerse al día, el no enterarse de lo que va a pasar. Cada paso es importante, cada capítulo es crucial, ya que la intriga y las muertes vienen y van.

 

Un extraño caso ocurrió en el manga de Slam Dunk (1990 – 1996).

La historia de los jugadores de basquetball del talentoso equipo de Shohoku, las aventuras de Sakuragi, tienen un final en el manga, más allá del anime, que personalmente, jamás esperé: en una historia shonen también esperas que logren todo, que ganen todo y que sean los más grandes, a pesar de todo el sufrimiento. Pero eso no ocurre aquí: Shohoku pierde en su tercer partido en el Campeonato Nacional, y el equipo se desarma porque los graduados se van. El camino siempre fue aquí lo más importante.

 ¿Y cómo reconozco qué tipo de historia es…?

… antes de que me la spoileen???? Alguien bien intencionado debe recomendártela sin darte información clave. Si se puede, pero requiere delicadeza. Al respecto, me viene a la mente este video de la serie House of Cards, publicado el año pasado cuando aún esperábamos la 3º temporada:

Nota aparte: DEBEN ver esta serie. Es macabra, tensa, oscura, política, terrible!!! no hay buenos ni malos. Solo protagonistas.

Amigos y amigas, todo está en las intenciones.

Recomendaciones

Existen aplicaciones que directamente “tapan” aquellos párrafos de información que contiene palabras claves o tópicos que tú le indiques. Yo usé “Unspoiler”, un complemento de Chrome bastante útil, y me salvó de saber quién era Zoom en la 2º temporada de The Flash. 

Otra forma es evitar las redes sociales en fechas cruciales, como la semana luego del estreno de una nueva película o capítulo que estás esperando. Pero esto es poco práctico, ya que solo es aplicable a estrenos, ¿qué haces con un comic clásico que te recomendaron o una saga de libros ya terminada?

Personalmente, evito seguir a gente que no puede evitar comentarlo todo, sin avisar primero.

Lo bueno del spoiler

A pesar de todo, creo que un spoiler si genera cosas positivas.

Preparación: hay gente que efectivamente necesita saber qué pasará, o al menos, tener pistas sobre lo que pueden esperar. Ya lo decía el zorro al principito: si me dices que vienes mañana a las 4 de la tarde, yo comenzaré a ser feliz desde las 3. Pero si no me dices cuándo vendrás, no sabré cuándo preparar mi corazón.

Control: hay quienes odian las sorpresas, y les gusta saber qué pasara. No por nada vemos/leemos cosas varias veces, porque sabemos cuándo y cómo. Yo he visto Jurassic Park más de 50 veces.

Podríamos decir que un spoiler te ayuda a ir más rápido por una historia… como un alerón aerodinámico. Curioso, no? si tiene relación.


No existe un tiempo definido por fórmula o ley para no comentar algo. Carezco de las matemáticas suficientes para formular y cuantificar las buenas o malas intenciones de la gente, así como cuánto afectará dichas intenciones a otros. Aunque podemos acordar que si ha pasado 1 año y aún no has visto una película, avanzas bajo tu propio riesgo.

Pero hay algo que podemos hacer: AVISAR!! Un simple #spoilerAlert antes de comentar algo, demuestra respeto por el corazón de otros fanáticos. Y creo deberíamos usarlo cada vez que comentemos algo. Así, quienes revisan las redes sociales, puedan ver ese palabras, y seguir adelante. Es gratis y muy sencillo.

Incluso, sería interesante que algún día Facebook genere una herramienta que filtre los spoilers para quienes decidan hacerlo. Quién sabe? Mark, ahí tienes una idea para tu red social.

 

Finalmente, decir que es hermoso poder compartir entre fanáticos. Pero es más hermoso cuando logras que alguien se motive con algo que a ti te gusta. Y la mejor forma de hacer eso, es de “contenerse e invitar”. Dale la oportunidad a otra persona, de vivir eso tan maravilloso que viviste. Tengo fe en que las buenas intenciones de la gente sean la respuesta. Deberían serlo, no? 🙁

 

Comentarios

comentarios